El canal de la Sierra de Gata

El huerto de los hermanos J – capitulo 5 – Parte primera, Oh no, tiene pérdidas

Nos las dábamos de guays, así que enfilamos calleja arriba a nuestro terreno, ese que ya tantos habéis visto y los que han estado allí siempre dicen lo mismo: “Pos parecía más grande”.

El caso es que aquellos lodos, aquella maldición antigua sigue pesando en nuestro terruño, nuestra desagradable sorpresa nada más llegar por quinta vez, mierda, tiene pérdidas, este estanque no es tan top como nosotros creíamos.

Destapamos para que las aguas nos dejen ver aquellos agujeros negros que nos están robando el tan preciado líquido elemento.

Y vemos, vemos con tristeza que el huerto está en el filo de la navaja, si no solucionamos esto, adiós a la siembra, no la podremos mantener en tiempo estival. Los Hermanos J se sientan y reflexionan sobre la tragedia que se cierne sobre sus cabezas.

Entonces, tras darle vueltas, nuestros antepasados Romanos acuden en nuestra ayuda. Fueron los Romanos, los constructores de acueductos, puentes, cloacas, y tantos ingenios acuáticos. Claro Reisiguer, metamos un tubo y no dejemos que el agua entre, así, con el suelo seco y raspado, podremos proceder a Bricoarreglo, pero Reisiguer sabe, igual que yo, que nosotros estamos más en el terreno agrícola, así que llamamos a nuestro albañil de cabecera, Fernando Cayetano, y en esas estamos, esperando a este dagal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s